Boletín de noticias
Regístrese de forma gratuita para recibir periódicamente el boletín de noticias (Newsletter) de IP
  • Follow IPesqueras on Twitter
El Parlamento vota hoy el acuerdo sobre el próximo Fondo de Pesca

Cepesca considera "esencial" mantener las ayudas al desguace en el FEMP

ip - 22 de octubre de 2013 Compartir en Facebook Compartir en Twitter    

Día clave para el futuro de la financiación del sector pesquero europeo. El Parlamento Europeo vota hoy el acuerdo definitivo del próximo Fondo Europeo y Marítimo de la Pesca (FEMP), una de las tres patas de la reforma de la PPC que entrará en vigor el próximo mes de enero y que se ha convertido en un nuevo motivo de enfrentamiento entre investigadores y ONG y el sector. El motivo, la financiación o no de nuevas unidades de pesca y la modernización de antiguos buques.

Coincidiendo con la votación de hoy, Cepesca ha querido dejar clara su postura con respecto a la propuesta de FEMP, indicando que valora de manera positiva las medidas beneficiosas para lograr los objetivos de la nueva PPC, entre otras, las destinadas a la adaptación a la política de descartes, la mejora de la selectividad de los artes de pesca, la creación de nuevos mercados para especies hasta ahora no comercializadas; más fondos para la ciencia, para la mejora del control de las actividades pesqueras y de la colecta de datos, así como todas las relacionadas con la puesta en marcha de la Organización Común de Mercados.

Sin embargo, Cepesca considera que para que los nuevos fondos sean “coherentes” con la política pesquera aprobada “es esencial mantener las ayudas al desguace”, a fin de para ajustar las capacidades pesqueras a los recursos disponibles y la posibilidad de subvencionar las paradas temporales de la flota en caso de interrupción de la vigencia de acuerdos pesqueros o en el marco de planes de gestión plurianuales.

Cepesca recuerda que los sacrificios que ha hecho el sector pesquero comunitario en el marco de la anterior PPC están dando sus frutos. La reducción de la flota comunitaria, que hasta ahora ha contado con Fondos Europeos, ha mejorado considerablemente la sostenibilidad de los recursos en las aguas comunitarias: en el año 2005, el 95% de los stocks estaban sobreexplotados mientras que en el año 2013, este porcentaje ha pasado a ser el 39%.

Las ayudas a la paralización definitiva han sido determinantes para reducir la flota comunitaria y la sobreexplotación de los recursos en las aguas comunitarias. Estos fondos han permitido que países como España o Dinamarca hayan reducido su censo pesquero entre el 40% - 50% respecto al que tenían hace dos décadas.

Cepesca recuerda también, que al igual que el resto de las industrias, el sector pesquero debe adaptarse para contribuir a mejorar los desafíos del cambio climático, reducción de contaminación, motores más ecológicos, huella de carbono, y por “ello se debe apoyar el mantenimiento de la financiación de las inversiones a bordo que no supongan un aumento de la capacidad pesquera”. Esta posibilidad “redundará en una mejora de las condiciones de seguridad y habitabilidad a bordo de los buques, así como la renovación de motores para conseguir mayor eficiencia energética y menor emisión de gases de efecto invernadero sin incrementar nunca su potencia”.

Para el Secretario General de Cepesca, Javier Garat, el Fondo Europeo Marítimo y de Pesca 2014-2020 debe “atender a las necesidades reales del sector y contar con financiación suficiente para que contribuya de una manera eficaz a garantizar la sostenibilidad de la pesca en el ámbito ecológico, social y económico”. En su opinión,“necesitamos asegurar un buen estado de los océanos, unas empresas rentables y unos tripulantes que trabajen en condiciones de máxima seguridad”.

Para Cepesca la propuesta de la Comisión Europea de eliminar del FEMP las ayudas al desguace y a las paralizaciones temporales entra en contradicción con sus objetivos en la nueva Política Pesquera Común.

Recientemente se hacía público que doscientos científicos habían firmado una carta en la que solicitan al Parlamento Europeo “que no invierta dinero público en las subvenciones perniciosas para el medio ambiente que promueve la Comisión de Pesca”, según indicó Oceana a través de un comunicado de prensa. En la carta los científicos reclamaban que el dinero público se destine al “beneficio público”, invirtiendo en recogida de datos, investigación científica, evaluaciones de stock y control del cumplimiento de las normas de gestión. En julio, la Comisión de Pesca, comisión competente en este asunto y muy “influida por el sector”, según Oceana, votó a favor de reintroducir las subvenciones para construir nuevos buques, “aunque estas llevan prohibidas más de una década por haber incrementado la capacidad de la flota e incentivado la sobrepesca”, indican.

ip en Twitter