Boletín de noticias
Regístrese de forma gratuita para recibir periódicamente el boletín de noticias (Newsletter) de IP
  • Follow IPesqueras on Twitter
Las claves de la acuicultura en Europa

Productos de elevado valor y desarrollo tecnológico

Noruega domina, sin duda,la producción del continente europeo
IPac - 24 de mayo de 2010 Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en Linkedin    
Pág. 1 de 2 | Siguiente

La acuicultura europea se caracteriza, a nivel general, por una producción de elevado valor y su considerable desarrollo tecnológico aunque la contribución europea al total de la producción acuícola mundial no es muy significativa, el continente ocupa los primeros puestos en la producción de especies como el salmón atlántico, la dorada, la lubina, el rodaballo o el mejillón. En las últimas décadas, los productores europeos han realizado un considerable esfuerzo para conseguir un desarrollo sostenible de esta actividad, aunque su ritmo de crecimiento no ha conseguido igualar el que se da en otras áreas del planeta.

La producción acuícola europea está claramente dominada por un país, Noruega, y una especie, el salmón, que en los últimos años ha experimentado un crecimiento sostenido, y cuyo destino es, mayoritariamente, la exportación. Un ejemplo de ello: según datos de la oficina de Estadística de Noruega, en 2007 las ventas de salmón noruego al exterior alcanzaron las 629.059 toneladas, mientras que la producción total de acuicultura en la Unión Europea, según datos de Eurostat, ascendió a 1.382.439 toneladas. Además, si analizamos el informe de la Federación Europea de Productores de Acuicultura (FEAP), que engloba únicamente el cultivo de peces, el dominio noruego también aparece claramente reflejado, pues su producción se estima en 870.450 toneladas en 2008, frente al total europeo de 1.663.921 toneladas estimadas en 2008.

LA COMISIÓN ANALIZA EL FUTURO DE LA ACUICULTURA EN LA UE

En septiembre de 2002, la Comisión Europea lanzó la primera estrategia comunitaria orientada específicamente al “desarrollo de una acuicultura europea sostenible”. El objetivo de este documento era triple: la creación de empleos (entre 8.000 y 10.000 entre 2003 y 2008); asegurar el suministro de productos acuícolas “seguros y de buena calidad”; y fomentar una industria respetuosa del medio ambiente.

Cinco años después, en mayo de 2007, la Comisión inició un proceso de revisión de esta estrategia (inicialmente diseñada para un período de 10 años), y abrió un proceso de consultas a través del que buscaba conocer la opinión del sector sobre las medidas que serían necesarias en la UE para que tanto consumidores como productores puedan extraer los máximos beneficios del desarrollo de la acuicultura, asegurando la sostenibilidad de esta actividad. El proceso de consultas recogió un total de 46 contribuciones remitidas por diferentes entidades, desde asociaciones de productores a organizaciones ecologistas, que hicieron llegar a los responsables de la Comisión su opinión sobre temas como las perspectivas económicas de la acuicultura de la UE; los retos medioambientales que se presentan ante el sector; o el desarrollo tecnológico y la ordenación territorial. Estas reflexiones han servido como base a la Comisión para desarrollar su trabajo de revisión, y, siguiendo la “hoja de ruta” habitual en este tipo de procesos, el pasado mes de noviembre el Consejo de ministros de Agricultura y Pesca de la Unión abordó la primera reflexión sobre esta cuestión, con el objetivo de que, si no hay ningún cambio imprevisto en la agenda, el documento definitivo se haga público durante el primer semestre de este año.

Pág. 1 de 2 | Siguiente
ip en Twitter