Boletín de noticias

Regístrese de forma gratuita para recibir periódicamente el boletín de noticias (Newsletter) de IP

Pinche aqui para sucribirse

  • Follow IPesqueras on Twitter
El protocolo ha sido aprobado por 415 votos a favor y 186 en contra.

El pleno del Parlamento Europeo respalda el acuerdo con Marruecos

IP - 12 de febrero de 2019 Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en Linkedin    

El Pleno del Parlamento Europeo respaldó esta mañana el acuerdo de pesca (SFPA) con Marruecos. La votación se realizó pasadas las 13 horas y contó con 415 votos a favor y 186 en contra. El texto llegó a la sesión plenaria tras haber sido respaldado, el pasado 23 de enero, por el Comité de Pesca por 17 votos a favor y 7 en contra, falta de unanimidad que se repitió esta mañana en Estrasburgo.

El texto a debate ha sido modificado por el comité de Pesca tras la inclusión de una serie de enmiendas, la mayoría vinculadas a la situación en el Sáhara Occidental. Una de las enmiendas adoptadas subraya que es necesario que los pescadores de la Unión “que desarrollan su actividad en las aguas adyacentes al territorio del Sáhara Occidental disfruten de seguridad jurídica”, mientras que otra hace referencia a que “mientras no exista una solución política para el problema entre el Reino de Marruecos y el Sáhara Occidental, la celebración de acuerdos entre la Unión y el Reino de Marruecos será siempre muy contingente a consecuencia de la posición de las Naciones Unidas y, más recientemente, de la sentencia del Tribunal de Justicia de la Unión Europea de 27 de febrero de 2018”, que establece que el anterior acuerdo no incluía las aguas del Sáhara Occidental.

Esta cuestión ha estado presente durante todo el proceso de negociación y tramitación del acuerdo que hoy se somete a votación, hasta el punto de que las partes interesadas -Comisión, sector o el Gobierno de España- consideran que llega al pleno del PE blindado. Y es que según se recoge en el texto, el protocolo permite a la flota comunitaria acceder a las aguas del Atlántico entre Cape Spartel y Cape Blanc, confirmado así la inclusión de las aguas del Sáhara Occidental en el nuevo acuerdo. Recordemos que la sentencia del Tribunal de Justicia de la UE de febrero de 2018 concluyó que el protocolo -el anterior- debería excluir esta área y sus aguas adyacentes.

En declaraciones a Industrias Pesqueras, con motivo de la entrevista publicada en el número de febrero de IP, la secretaria general de Pesca del Mapa, Alicia Villauriz, mostró su optimismo con relación a la votación en el pleno. “No se puede dar nada por seguro, pero creemos que todo va a salir bien”. Si la eurocámara vota a favor, a finales de este mes habría finalizado el proceso de ratificación en el marco de la UE, por lo que sólo restaría la ratificación de Marruecos y la firma del Rey Mohamed. El Mapa prevé que, de desarrollarse sin incidentes todo el proceso, la flota podría volver al caladero marroquí a finales del próximo mes de mayo.

POSIBILIDADES DE PESCA
El nuevo pacto permitirá el acceso a estas aguas a 128 buques europeos que enarbolen el pabellón de más de 10 Estados miembros. La contrapartida económica fijada a cambio del acceso a los recursos y dirigida a fomentar el desarrollo de la pesca marroquí se incrementa de los 37 del anterior acuerdo a los 42 millones de euros anuales. La flota, en términos de licencia por acceso, también ve incrementada su contrapartida de los 11,1 millones a 12,7 millones de euros. En total, 52 millones al año. A cambio, se incrementan las posibilidades de pesca para las especies pelágicas -que se capturan en el Sáhara Occidental- de 85 000 a 100 000 toneladas. El acuerdo contempla 7 000 toneladas por año para otras especies de peces demersales. Para los intereses de la flota española, fundamentalmente en aguas del Golfo de Cádiz, la situación se mantiene estable.

ONG PIDEN EL VOTO EN CONTRA

Pero la cuestión del Sáhara sigue siendo motivo de conflicto y las ONG, que ya denunciaron el anterior acuerdo, siguen apelando a esta cuestión en sus posicionamientos. Dos ONG diferentes han enviado comunicados en los que instan a los europarlamentarios a votar en contra del acuerdo. Una de ellas es la española Ecologistas en Acción, que recuerda que “el Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) se ha pronunciado en reiteradas ocasiones sobre estos acuerdos” y que “en la última de ellas, concluyó que, según la legislación internacional, el Sáhara Occidental no forma parte de Marruecos y que, por tanto, sus recursos no pueden ser explotados por una potencia extranjera”. La organización indica además que no se ha atendido a la necesidad de contar con el prerequisito obligatorio de consulta previa dirigida a la población saharaui. “Este prerequisito, que el TJUE calificó en su momento como indispensable ante cualquier acuerdo que se quisiera establecer para la explotación de los recursos del Sáhara, no ha sido respetado en el trámite que está a debate”.

Por su parte, la organización Human Rights Watch se ha mostrado “preocupada” por el hecho de que este acuerdo no cumple “con los requisitos del derecho internacional, y en particular del derecho internacional humanitario”, asegura. En este sentido, la organización plantea al PE que “busque una opinión del Tribunal de Justicia Europeo (TJCE) sobre la compatibilidad con los Tratados europeos, y específicamente con el derecho internacional humanitario que rige los territorios ocupados”. HRW recuerda a los miembros del PE que “el Tribunal de Justicia Europeo ha sostenido que los acuerdos comerciales entre la UE y Marruecos no tienen una base legal para incluir al Sahara Occidental, un territorio no autónomo sobre el cual Marruecos no tiene soberanía reconocida” y, en la misma línea que Ecologistas en Acción, apunta a la necesidad de que “los acuerdos comerciales con Marruecos, si han de ser aplicables al Sáhara Occidental, requieren el consentimiento de su gente”.

ip en Twitter